Wert regalará suelo público para construir escuelas privadas

Por primera vez una ley orgánica autorizará a las comunidades autónomas a convocar concursos públicos para ceder suelo público para la construcción y gestión de colegios concertados. La enmienda, introducida por el grupo popular, permitirá también que los colegios que segregan a niños y a niñas en las aulas no sólo accedan a fondos públicos para conciertos educativos sino que también puedan recibir suelo público para levantar sus instalaciones.

Lejos de dar marcha atrás o limar asperezas en los aspectos que más rechazo suscita la ley Wert, las enmiendas presentadas esta semana por el PP en el Congreso profundizan en las concesiones que según la oposición y la Plataforma en Defensa de la Escuela Pública, hace el texto a la escuela concertada y a la entrada del sector privado en el ámbito educativo.

Así por ejemplo, el PP introduce un nuevo punto en el articulado sobre los conciertos educativos que, por primera vez, incluye en una ley orgánica la posibililidad de que “las administraciones educativas convoquen concursos públicos para la construcción y gestión de centros concertados sobre suelo público dotacional”. Se daría así una cobertura legal plena a nivel estatal a una iniciativa liderada por algunos de los sectores más ultraliberales del partido en varias autonomías. Es el caso de la Comunidad de Madrid donde, impulsado por la ex-presidenta Esperanza Aguirre, este modelo ha permitido construir en los últimos años cerca de 70 macrocentros concertados en otras tantas parcelas públicas. Hace un par de años la Comunidad Valenciana también se sumó a esta fórmula, aunque por el momento todavía no se ha construido ninguno de la decena de centros proyectados.

Las enmiendas del PP también permiten que los centros que segregan a niños y a niñas en las aulas, en su mayoría vinculados a organizaciones religiosas, accedan a fondos públicos para conciertos educativos y, además, puedan igualmente recibir suelo público para levantar sus instalaciones. Las propuestas del grupo popular también dan luz verde a que sean profesores de la escuela privada los que corrijan las nuevas reválidas e introducen algún significativo cambio de redacción al texto del ministro Wert al sustitutir la expresión “servicio público de educación” por un genérico “servicios para el ejercicio del derecho a la educación”.

Fuente: Cadena Ser

Deja tu comentario